Publicador de contenidos

Volver a la página índice
« Atrás

Diversión y valores en torno a la discapacidad en los talleres de La Morada

Diversión y valores en torno a la discapacidad en los talleres de La Morada

‘La diversidad funcional como oportunidad de crecimiento' es el lema en torno al que gira el programa lúdico educativo de verano organizado por el Ayuntamiento en el Centro de Servicio Integral para Menores y Adolescentes La Morada y en el que participan un total de 35 niños, niñas y adolescentes con edades comprendidas entre los 8 y los 15 años.
Fecha: 18 de Julio de 2019

Ofrecer alternativas de ocio para ocupar el tiempo libre del que disponen los escolares en vacaciones y hacerlo con una serie de propuestas que combinan diversión, educación en valores, desarrollo de habilidades personales, hábitos saludables y socialización es el objetivo del programa de prevención para niños, niñas y adolescentes que el Consistorio puso en marcha el pasado 1 de julio en La Morada y en el que este año participan 35 menores, prioritariamente derivados de los Servicios Sociales de Atención Social Primaria. Una veintena de ellos tienen entre 8 y 11 años y acuden en horario de mañana, de martes a jueves, hasta el 25 de este mes. La cita para los de 12 a 15 años de edad es por las tardes, también tres días por semana y continuarán hasta el 16 de agosto.  

La aproximación que ambos grupos están haciendo al universo de la discapacidad es el valor añadido de la edición 2019 de estos talleres socioeducativos. Con el lema ‘La diversidad funcional como oportunidad de crecimiento', los chicos y chicas se están concienciando acerca de las dificultades y limitaciones a las que se enfrentan en la vida cotidiana las personas con distintas capacidades. 

En este contexto y tras una aproximación cinematográfica a esta realidad, están llevando a cabo actividades de intercambio con el Centro Ocupacional Estrella de Elola, que ha colaborado en la confección del mural para el homenaje a Miguel Ángel Blanco (+INFO pág. 14), se han iniciado en la lengua de signos de la mano de la asociación Con Otra Mirada y realizarán una ruta por las calles y espacios públicos de Valdemoro para detectar las barreras que diariamente tienen que salvar las personas con dificultades de movilidad y sensoriales. Además, durante este recorrido tendrán la oportunidad de ver su ciudad como turistas y adentrarse en su historia y la de sus monumentos.

Para el grupo de peques se ha programado un cuentacuentos en torno a la diversidad funcional con el que se pondrá punto final a las actividades veraniegas de La Morada, en las que este año se ha incorporado por primera vez una visita al Parque de Bomberos, además del tradicional chapuzón semanal en la piscina municipal de verano.

Imágenes